La importancia de la calidad en la traducción

Los textos traducidos tienen una influencia directa en la economía

grammarHoy es el Día Internacional de la Traducción, y queremos aprovechar la ocasión para recordar la influencia que tiene la calidad de las traducciones tanto en el idioma como en la sociedad, y concienciar a los lectores sobre la importancia que tiene tratar la traducción de los documentos al menos con el mismo esmero con el que se trata la producción de los textos originales. Los textos traducidos tienen una influencia directa en la economía: por una parte, el bilingüismo está totalmente insertado en nuestra vida diaria; por otra parte, exportamos e importamos productos y servicios constantemente. Es necesario tener esto en cuenta en nuestro trabajo, ya que cuidar la lengua —todas las lenguas— será beneficioso para todos, en todos los sentidos. Las instituciones y empresas vascas deberíamos difundir y poner en práctica esta idea, en a medida de lo posible.

 El mundo de la traducción es muy complejo, y muchas veces no nos damos cuenta del trabajo que conlleva traducir un texto extenso. Cualquiera que sepa dos idiomas puede traducir un texto más o menos de un idioma a otro, pero ¿es realmente tan fácil hacer buenas traducciones? ¿Es alguien traductor por el mero hecho de saber dos idiomas?

 Hay mucha gente que se dedica a la traducción, pero ¿qué es una buena traducción? ¿Cómo se puede medir? Parece algo totalmente subjetivo, pero hay algunos criterios que sí se pueden medir y que pueden ayudar a determinar si una traducción es adecuada o no.

Una buena traducción debe transmitir el mismo contenido del texto de origen a la lengua de destino, y evidentemente, no debe añadir ideas ni tampoco suprimirlas. El registro del texto de origen, las expresiones, los giros, la terminología deben trasladarse correctamente. Y como el texto se creó para un objetivo y un público concretos, es preciso respetar el espíritu y el objetivo del texto original, para que la traducción provoque su mismo efecto.

 Evidentemente, deben respetarse escrupulosamente las normas ortográficas y ortotipográficas, sintácticas y de puntuación de la lengua de destino. En el caso de las recomendaciones, conviene que cada servicio de traducción tome unas decisiones claras y actúe luego de forma coherente. Pero más allá de normas y recomendaciones, la disposición del texto, su organización, es uno de los factores que más directamente influyen en su éxito o fracaso.

 Uno de los criterios que pueden cumplirse fácilmente es el relativo a números, fechas y nombres propios. ¿Aparecen todos los números del texto original en la traducción? ¿Están bien traducidas las fechas? ¿Se han incluido todos los nombres propios en la traducción?

 Siguiendo con los criterios objetivos, hay algunos que tienen que ver con el proceso de gestión de la traducción. El Comité Europeo de Normalización publicó en 2006 una norma específica (UNE 15038) relativa a los proyectos de traducción, a fin de que los servicios de traducción dispusieran de un procedimiento documentado para la gestión de sus proyectos. […]

(From El País, Lierni Otamendi Arrieta, 29.09.2014)

By continuing to use the site, you agree to the use of cookies. more information

The cookie settings on this website are set to "allow cookies" to give you the best browsing experience possible. If you continue to use this website without changing your cookie settings or you click "Accept" below then you are consenting to this.

Close